Hoy es día de vacaciones, sí, pero también en muchas localidades de nuestro país es día de fiesta en honor a la Asunción de la Virgen María.

El origen de esta festividad es pagano, como casi todas las fechas memorables del calendario católico, y es que la Iglesia “recicló” el Ferragosto italiano, instaurado en la vida de ese país desde el siglo XVIII A.C. y que se sigue celebrando a día de hoy.

Ferragosto deriva del latín Feriae Augusti, reposo de Augusto, y se celebraba en honor al emperador romano Ottaviano Augusto. En la antigua Roma, con la cosecha de cereales se celebraba el fin del trabajo agrícola. Estos días eran fechas de grandes banquetes y fiestas, con excesos sexuales incluidos, en los que participaban todos los estamentos sociales, esclavos y siervos incluidos. Hasta los animales que participaban en la labranza eran adornados con flores y se hacían carreras y concursos. En el día de hoy, es típica la carrera de caballos del Palio dell´Assunta (de la Asunción) que se celebra en Siena.

Además, en el quince de agosto, los trabajadores recibían una propina de su patrón, hecho que podría ser el origen de nuestro aguinaldo.

15 de agosto

Esta fecha no es casual, sino que es un día mágico en casi todas las latitudes por la coincidencia de factores astronómicos, naturales e históricos.

Desde el punto de vista astronómico, la “estrella de la madrugadaSirius es visible por primera vez en el alba.

Desde el punto de vista natural, comienza el periodo de descanso de la mayor parte de las plantas.

En Europa, era el día que terminaba simbólicamente los esfuerzos de la cosecha. Hoy era el día que el que los labriegos se preparaban para un nuevo año de siembra, fértil y propicio. Por todas partes se celebraban rituales de fertilidad, muerte y regeneración.

Fuente: Twitter de la Hermandad del Silencio

Fuente: Twitter de la Hermandad del Silencio

La Asunción de la Virgen María

La Iglesia Católica quiso eliminar esta fiesta pagana, pero como estaba tan arraigada en el pueblo, la adaptó para la cristiandad. Así, desde el siglo VI, esta fecha  es la fiesta de la Asunción de la Virgen María, y es una fiesta que se celebra en concordancia con el “paso a la nueva vida”. La “Assunta al Cielo” fue establecida por el papa Nicoló I, electo en el año 858.

Fue Pío XII quien en 1950 confirmó oficialmente esta celebración como dogma de fe indicando que la Asunción es un “hecho divino”. Este fue el texto publicado el 1 de noviembre de ese año, en consenso con los obispos del mundo:

Por eso, después que una y otra vez hemos elevado a Dios nuestras preces suplicantes e invocado la luz del Espíritu de Verdad,            para gloria de Dios omnipotente que otorgó su particular benevolencia a la Virgen María, para honor de su Hijo,                                         Rey inmortal de los siglos y vencedor del pecado y de la muerte, para aumento de la gloria de la misma augusta Madre, y gozo y regocijo de toda la Iglesia, por la autoridad de nuestro Señor Jesucristo, de los bienaventurados Apóstoles Pedro y Pablo y nuestra, proclamamos, declaramos y definimos ser dogma divinamente revelado: Que la Inmaculada Madre de Dios, siempre Virgen María, cumplido el curso de su vida terrestre, fue asunta en cuerpo y alma a la gloria celestial.

Constitución apostólica Munificentissimus Deus, 1 de noviembre de 1950

Fuente: aciprensa

Fuente: aciprensa

Esta es la razón de que en torno a este día haya fiestas en honor a la Virgen María a lo largo de toda nuestra península. Así es la fiesta de la Virgen del Sagrario en Toledo, de la Virgen de la Paloma en Madrid, de la Virgen de los Reyes en Sevilla, de la Virgen del Prado en Ciudad Real, de la Virgen de Begoña en Bilbao, el célebre Misteri de Elche, de la Virgen de la Candelaria en Tenerife…..

… y celebremos también el santo de Palomas, Marías y Asunciones.

La Virgen de los Reyes (Sevilla)

La Virgen de los Reyes (Sevilla)

 

Anuncios