El penekini y el saco-tanga, los nuevos ‘looks’ para la playa

Los nuevos ‘trajes de baño’ masculino solamente cubren el pene y los testículos

No cabe duda que este año llamarán la atención en nuestras playas o piscinas los nuevos modelos de bañadores masculinos. Si en un principio nos sorprendimos con lo que se dio en llamar el penekini, un traje de baño masculino que apenas tapa los testículos y el pene que se puso de moda en Marbella de la mano de los concursantes de un reality británico tipo ‘Gandía Shore’, ahora el que se lleva toda las miradas es el saco-tanga.

Este último ‘invento’ se compone por pocos centímetros de tela en forma de saco y una cuerda. Su funcionamiento es sencillo: Se mete los genitales en la bolsa y se ajusta hasta que queden bien recogidos. Este sugerente modelito se puede comprar por Internet y hay disponible en varios modelos. Su precio oscila entre 72 céntimos de euro y los 3,65.

Anuncios