Existen diversas técnicas practicadas para ejecutarlo, a continuación se mencionan algunas:

Suplantación del elector, consiste en que otra persona vota en lugar del elector, por ejemplo, personas que han fallecido.
Coacción o presión al elector para impedirle que libremente elija el candidato o una opción propuesta. Una forma es el acarreo de votantes, o traslado de personas, por parte de dirigentes políticos, al colegio electoral con el fin de que depositen el voto a su partido.
Compra de votos.

Robo de urnas electorales antes de que sean debidamente computados.
Adulteración de las actas de la elección modificando los números de sus resultados reales.
Sustitución de paquetes electorales, actas, etc.
«Embarazo de urnas», es decir, introducción de fajos de boletas previamente votadas en la urnas para inflar la votación de una candidatura, partido u opción electoral.
Caída de los sistemas de cómputo en red para confundir a la opinión pública y manipular los resultados electrónicamente.
Utilización de recursos ilícitos para aumentar el gasto de campaña y obtener ventaja ilegal en la publicidad.
Complicidad con funcionarios de los procesos electorales para ocultar las evidencias del fraude electoral.
Intervención del Gobierno, para favorecer a un candidato, partido o propuesta electoral, mediante propaganda maliciosa o ejecución de obras concretas ofrecidas por el candidato o partido al que se quiere favorecer de manera fraudulenta.
Control de los medios de comunicación para confundir y engañar a los electores haciéndolos creer que el resultado fraudulento es legítimo.
Uso de la fuerza pública contra los inconformes.
Manipulación de los sistemas de cómputo.
Soborno de las personas que cuentan los votos.
Voto cadena. Permite la compra de votos, el primero que entra a votar, pone otro sobre (no el autorizado, sino uno cualquiera) probablemente ese voto quedará impugnado, pero se lleva consigo el sobre válido. Luego introduce en él una boleta de su partido y lo cierra bien, luego puede organizar una cadena de votos asegurándose que son a su favor, aunque haya cuarto oscuro. A cada persona, le ofrece alguna recompensa, si trae el sobre vacío a cambio de llevarse el sobre lleno. De utilización frecuente en zonas de bajos recursos donde punteros políticos organizan la cadena.

Fraude mediático: no en las urnas, sino durante la campaña… desequilibrio de las campañas de los candidatos en los medios favoreciendo a un candidato, generalmente del partido gobernante desacreditando a un candidato, generalmente de la oposición.

Fraude en las urnas: el más común en el mundo, se da cuando de alguna manera un candidato se hace de votos falsos, pero avalados por una papeleta, se puede encontrar en las famosas casillas zapatos, el carrusel loco, etc., también se la llama “embarazar una urna” si ésta ya tiene votos indebidos al momento de comenzar los votantes a depositar su voto.

Anuncios