Los recintos hospitalarios son, en muchas ocasiones, lugares que nos producen sensaciones negativas, tal vez porque son sinónimo de enfermedad y, desgraciadamente, de muerte. Lugares donde los parapsicólogos dicen que se da una ‘impregnación’ de aquella energía que tuvo la persona en vida y que, tras la muerte, parece como se dejara un rastro que, en ocasiones, puede ser visible para los simples mortales.

Uno de esos casos, una de esas extrañas experiencias, la ha tenido nuestro protagonista, que relataba lo sucedido en uno de los pasillos del sevillano hospital Virgen Macarena (cómo se le conoce popularmente). Inquieto, asustado, comentaba como un familiar cercano -y de toda credibilidad- vivió algo que le sobrecogió: “a mi abuela la operaron de la vesícula en el hospital Virgen Macarena y la dejaron ingresada en la tercera planta. Mi padre se quedaba con ella por las noches y unas de las noche salió al pasillo de los ascensores y se sentó en las sillas que hay en el pasillo”, hasta ese momento todo discurría con la normalidad de este tipo de situaciones.

Pero algo ocurriría en esa ocasión: “a las dos de la noche una mujer se acercó donde estaba mi padre sentado, sin hacer ruido se acercó a la ventana como queriéndola abrir y con extrema rareza giró la cabeza y le dijo ‘hola’ a mi padre, acto seguido desapareció“.

El testigo añadía inquieto: “mi padre trató de ver por donde había desaparecido, se había ido muy rápido, miró pero no vio nada, giró la esquina y no estaba”. Según el testimonio de esta persona “la vio como si fuera una persona normal“.

Aquella persona, de desaparición inmediata y misteriosa -a decir del testigo- iba vestida de forma normal y físicamente no tenía nada raro, tan sólo “estaba desesperada por abrir unas de las ventanas y, en ese momento, desapareció en una décima de segundo”.

Son los hospitales lugares donde hay dolor, emociones contenidas o desbordadas y que hacen que, quizás, sea una explicación para las extrañas visiones que en muchos de ellas se producen y que narran sus testigos. El hospital Virgen Macarena atesora en su interior muchas historias de apariciones y aparecidos, esta pasa a engrosar esa larga y enigmática lista.

Fuente:vhttp://www.cadizdirecto.com

Anuncios