secretos-trabajoSi ya tienes experiencia laboral sabrás que no debes fiarte de tu jefe ni de todos tus compañeros de trabajo. Y si aún no has tenido la oportunidad de tener un empleo, ya te lo avisamos nosotros: no lo cuentes todo en el trabajo.

Como dicen los policías en las películas cuando detienen a alguien, tienes derecho a permanecer en silencio. Cualquier cosa que digas puede ser utilizada en tu contra. Y más si compartes algunas de estas informaciones con las personas equivocadas…

 

1. Depresión
Si padeces una depresión, algo por desgracia muy habitual en estos tiempos, es mejor que no se lo digas a tus compañeros y mucho menos a tu jefe. Es muy probable que te estigmaticen injustamente y que utilicen esa información para hacerte la vida imposible, tratarte con aires de superioridad o incluso despedirte si creen que no estás en condiciones de hacer tu trabajo. Es algo muy triste, pero es algo que pasa en muchas empresas.

2. Problemas de pareja
A tu jefe es probable que no le importe nada que estés pasando una crisis con tu pareja o hayas sufrido un desengaño amoroso. Y no sólo eso. Si cree que tu rendimiento está por debajo de lo habitual y sabe que tienes problemas sentimentales puede que utilice tu situación como arma arrojadiza.

3. Tu sueldo
Este es más un secreto para tus compañeros de trabajo que para tu jefe, que seguramente sabe perfectamente cuánto cobras. Si tus compañeros de trabajo saben que cobras más que ellos por hacer las mismas tareas, olvídate de tener buen rollo. Y si se enteran de que cobras menos puede que, consciente o inconscientemente, te traten como si fueras menos que ellos.

4. Entrevista de trabajo
Si estás trabajando en un sitio y te llaman de otro para hacer una entrevista, nada de decírselo a nadie. Y mucho menos a tu jefe. Utiliza alguna de las excusas típicas para ausentarte o retrasarte ese día en el trabajo porque si tu jefe se entera de que tienes una entrevista en otro lugar puede que decida por ti antes incluso de que sepas si te cogen en el otro lado…

5. Te gusta un compañero/a
Si te atrae un compañero o compañera de tu trabajo lo mejor es que compartas esa información con el menor número de personas posible. Y si ese número es 0, mejor todavía. La gente suele ser muy indiscreta y puede que lo que es un secreto deje de serlo en poco tiempo…

Anuncios